EL ONCE FANTASMA

Pedro Escartín bautizó al Granada CF (el Recreativo Granada) con el apodo de "Once Fantasma" cuando este club era un recién llegado a la competición pero ya andaba codeándose con equipos de solera y aspiraba a lo máximo.
En este libro se narran las vicisitudes por las que atravesó el Recreativo en sus cinco primeros años de existencia y también se recogen los sucedidos ciudadanos más impactantes de aquella época revuelta que fue la de la II República.
Para adquirir un ejemplar firmado y dedicado por el autor (20 €), dirigirse a
jlramostorres@gmail.com


Historia del Granada CF



miércoles, 1 de agosto de 2012

ESCUDOS GRANADINISTAS



El escudo del Granada CF es tal como lo vemos en los dos primeros modelos que ilustran este escrito desde el verano de 1940, justo en el momento en que el nombre del club cambia oficialmente de Recreativo Granada a Granada CF. Sobre este extremo no tenemos dudas pues contamos con documentos que así lo confirman. Sólo cabría hablar de dos distintas versiones: más alargado o más “aplanchetado”, pues aunque el oficial es el primero, el segundo lució en numerosas ocasiones en la camiseta de nuestro equipo.

Pero ¿cómo era el escudo del Recreativo, el de los años treinta, antes de la mudanza de nombre? La cuestión no es baladí pues apenas existen documentos de la época, porque el Granada CF fue un caso raro en el balompié español y hasta finales de los años sesenta no empezó a lucir escudo en sus camisetas.

Buceando en la hemeroteca del diario de la época, “Patria”, encontramos la presentación en dibujo del -en ese momento- nuevo escudo, acompañado por un comentario de Zubeldia en el que dice que es básicamente igual que el anterior, pero con ligeras modificaciones (que no especifica). De donde deducimos que el primer escudo del Recreativo debió parecerse al que vemos con la G en blanco sobre fondo azul y con la R sobre el fruto de la granada que simboliza nuestra tierra. Algo así como el gran escudo que puede verse sobre las camisetas (rojas con franja horizontal blanca) que lucen en la foto en blanco y negro los “Diablillos Rojos”, equipo juvenil de la 33-34, entrenado por Bombillar y llamado a ser vivero de la primera plantilla, aunque su existencia fue efímera. Pero hay que decir que nos movemos en el terreno de las suposiciones porque nos faltan documentos donde asegurar que lo dicho responde a la realidad. A este respecto el amigo Gerardo Morales tiene una rarísima foto de los años treinta publicada en una revista de por entonces en la que se ve al Recreativo vestido enteramente de blanco y luciendo sus jugadores este mismo escudo, pero en un tamaño aún mayor. Lástima que no haya podido localizarla para mostrársela a los lectores.

Vemos también otros que son (fueron) símbolos del granadinismo. El escudo azul redondo y con siglas blancas es el del Recreativo, pero del que se creó como filial por Martín Campos en los años cuarenta. El rojiblanco adelgazado en sus costados corresponde a otro filial cuya paternidad es de D. Cándido Gómez; es la enseña del Real Granada, que nació a primeros de los setenta como Granada B para después ascender a Tercera de la mano de Errazquin y cambiar su nombre por el de Real Granada. También tuvo una corta vida y dejó de existir en 1976, después de descender de categoría.

Y nos quedan los tres escudos de abajo, a los que no podemos catalogar como símbolos del Granada CF por la simple razón de que nunca lucieron en ninguna indumentaria deportiva ni en documentos oficiales del club. Reconociendo que me faltan datos objetivos en que apoyarme, yo diría que los tres nunca existieron, salvo en los álbumes de cromos de distintas épocas y de distintas editoriales. El primero de los tres apareció en los años cuarenta y cincuenta, en una colección de cromos de la editorial Cisne, de donde seguramente fue copiado por otras en sucesivas ediciones de temporadas posteriores. Igual ocurre con el segundo, sólo que corresponde a los años sesenta y a la editorial Fher. El tercero llama la atención por lo curioso y sólo es posible encontrarlo en el álbum de cromos que podemos ver, que corresponde a la temporada 41-42, la del estreno primerdivisionista, de Editorial Valenciana. Lo más seguro es que quien lo diseñó, desconociendo por completo el equipo y sus símbolos y ante la falta de un modelo en colores que copiar, lo ilustró libérrimamente inspirándose en el escudo del At. de Madrid.

No hay comentarios: